Skip to Content
Loading

Gran Bretaña

Kubla Khan o el sueño truncado de Xanadú. Coleridge

Por Stelmarch

En 1796 Samuel Taylor Coleridge se encontraba convaleciendo de una enfermedad en una solitaria granja de Exmoor. Acababa de tomar dos granos de opio para calmar sus dolores y se había quedado dormido. Al despertar y en medio de ese ensueño que todavía le provocaba el opio, comenzó a escribir un poema sumido en un éxtasis de inspiración. Llevaba unas cincuenta líneas cuando fue interrumpido por un agente de seguros de una localidad vecina. Coleridge trató por todos los medios de de librarse del intruso, pero no lo consiguió y lo entretuvo casi una hora hablando de finanzas. Al terminar la visita, intentó retomar su visión del legendario mundo de Xanadú, pero ya le fue imposible. Durante muchos años consideró que no valía la pena ser publicado, pero finalmente se publico 20 años después de ser escrito:

Calificación: 
5

Billy Childish o el héroe de la creatividad en estado puro

“No quiero un trabajo, no deseo ser escritor y no tengo ninguna ambición de ser pintor, sólo me gusta pintar. No tengo ninguna ambición de ser famoso. No me importaría, pero no quiero hacer estas cosas como trabajos. Los trabajos implican convertir lo que haces en algo miserable. Convertirse en un profesional destruye toda la diversión. La idea de “ser algo” es horrible.” (...) “La gente está obsesionada con lo ficticio y lo falso” (...)“La gente tiene un problema: quieren trabajar conmigo, pero cuando se dan cuenta de lo fácil que es y de que no soy nada realmente especial, entonces pierden el interés. Apenas hablan conmigo se dan cuenta de que cualquier proyección de grandeza que tengan es falsa, porque yo no mantengo las apariencias ni guardo las distancias. No paso mi tiempo creando esa ilusión. Paso mi tiempo derribándola”

Billy Childish

Calificación: 
5
Distribuir contenido


by Dr. Radut